Estamos en una época del año en la cuál hacer balance de la temporada y pensar en nuevos retos, en buscar pruebas que nos motiven.

Es muy importante tener un objetivo marcado que nos estimule para poner rumbo a este barco que ya ha zarpado, que zarpará en los próximos días buscando ese destino final.

En este punto conviene hacer una reflexión.

–  ¿Cuántos objetivos principales tengo al año? o mejor aun ¿cuántas competiciones haré esta temporada?

–  ¿10, 15, 20?

–  ¿Y cuántos días entrenaré, cuantas sesiones realizaré en una temporada?

–  ¿150, 200, 250?

 

A continuación pregúntate lo siguiente:

–  ¿Te gusta lo que haces? ¿o solamente lo haces para lograr un objetivo 1 día, por ejemplo acabar un IronMan?

Lo importante es disfrutar de cada día, de cada sesión de entrenamiento, de cada bloque de series o de técnica, de cada sensación, incluso de la de “sufrir” cuando estas dando todo y no sabes si vas a poder aguantar una repetición más, Chris Froome diceHe tenido que aprender a amar el sufrimiento” , tal vez para los no profesionales sea un poco exagerado, pero nos sirve para comprender el mensaje.

En definitiva debemos disfrutar del camino, de todas y cada una de las sesiones hasta llegar allí, al día “D”. La motivación tiene que estar en cada momento, si nos centramos únicamente en el resultado… los entrenamientos no fluirán, solo serán una obligación que me querré quitar de encima cuanto antes cada jornada.

Si no disfrutamos de la preparación, ¿para qué seguir con esto?

Para que me voy a apuntar a una Ultra si no me gusta la montaña…

Para que me voy a apuntar a un triatlón si no me gusta nadar…

Para que me voy a apuntar a una 5k si no me gusta correr…

 

Busca actividades que te gusten, en las que disfrutes, y a partir de ahí, objetivos que te ayuden a mejorar.

«¿Dónde estás? Aquí. ¿Qué hora es? Ahora. ¿Quién eres? Este momento.»

–  El Guerrero Pacífico (Película) –

Escrito por EntrenamientOptimo

EntrenamientOptimo

– Licenciados en Ciencias de la Actividad Física y del Deporte.
– Entrenadores Superiores de Triatlón.
– Entrenadores Superiores de Culturismo, musculación y fitness.
– Monitora de Pilates.
– Deportistas en activo de Triatlón, duatlón, natación…